martes, 25 de febrero de 2014

Casa Vanna Venturi - Robert Venturi


ROBERT VENTURI

CASA VANNA VENTURI

Por: Sebastian Hernandez


Venturi Scott Brown & Associates: On Houses and Housing, Architectural Monographs No. 21, Above “Nowhere stair” and stair below, Living Room, pag 28, Casa Vanna, Robert Venturi, Philadelphia-Estados Unidos, 1962-1964.


¿FORMA REGULAR?

La imagen (1), presenta un panorama general de varios espacios importantes de la vivienda, el acceso, la sala de estar y con un enfoque central sobre la escalera, donde se observa la relación que esta establece con los espacios que la rodean.
El espacio interior está caracterizado de manera irregular dada las diferentes formas que posee, se evidencia claramente la funcionalidad que se establece para el desarrollo de actividades sociales; en otra situación y particularmente en la escalera, las forma irregular predomina, rompiendo con la lógica de continuidad, todas estas intenciones dadas por el arquitecto como respuesta a diferentes problemas de la época.

Lo anterior lo podemos relacionar con lo que escribe Ching en su libro Arquitectura, Forma y Espacio: “En la arquitectura popular de muy diversas culturas nos encontramos con numerosos ejemplos de formas agrupadas y repetitivas en construcciones para vivienda. A pesar de que cada cultura da como fruto una tipología única en respuesta a los distintos factores técnicos, climáticos y socio-culturales, estas organizaciones agrupadas de viviendas conservaron, por lo general, la individualidad de cada elemento y un nivel moderado de variación dentro del conjunto estructurado unitariamente”.2

Es en este punto de análisis donde surge la pregunta, ¿en qué momento la forma interviene con el desarrollo de una actividad?, la respuesta está dada por la razón de ser de la arquitectura, crear espacios para que el hombre pueda llevar a cabo sus actividades. Es difícil establecer un significado funcional para el caso particular de la escalera, ya que su forma quizá no sea la apropiada para realizar la acción de subir, bajar o circular, sin embargo, el lenguaje arquitectónico utilizado en este espacio va asociado con el de otros sitios de la vivienda, sobre pasando el tema funcional pero sin olvidarlo completamente.
Si nos referimos al ornamento que encontramos en este espacio, podemos detenernos particularmente a la existencia de un ornamento nutrido pero no dominador del espacio, en las paredes encontramos un juego de una especia de baranda horizontal que atraviesa todo el perímetro de la vivienda y que tiene una concordancia con la forma del espacio; si nos referimos a dos elementos evidentes como lo son las sillas, encontramos un ornamento clásico con formas curvas, un trabajo de la madera donde es tallada y moldeada; en una mesa aparecen algunos libros que dan indicios sobre el conocimiento y la cultura que se respira en ese espacio, la vivienda está hecha para un hombre culto, estudioso y que gusta de las relaciones sociales. Un hombre culto en una forma irregular.
El habitar en este espacio, va a contagiar al individuo de un dinamismo a la hora de realizar las actividades tradicionales en la vivienda y sin importar el tipo de mobiliario clásico que se utiliza, las actividades varían y afectan directamente la forma en la que se puede habitar, circular, trabajar y recrear.3
Esta vivienda es un claro ejemplo de la forma en la que se puede diseñar y componer mediante una estructura mencionada por muchos y aplicada por pocos, el collage.



ROBERT VENTURI



Allyn Scura Eyewear, 1990, http://4.bp.blogspot.com/-bTYPoZbQ4-M/T-iZljSxBAI/AAAAAAAAFsE/-yZGakF1o0E/s1600/robert+venturi+90.jpg, tomada el 12 de mayo de 2013, Casa Vanna Venturi, Robert Venturi, (Filadelfia Estados Unidos 1925-…)


Venturi y la postmodernidad.

Robert Venturi es un arquitecto estadounidense nacido en 1925 en Philadelphia, lugar donde creció en compañía de sus padres; posteriormente tuvo la oportunidad de comenzar sus estudios de arquitectura en la Universidad de Princeton en Nueva Jersey donde consigue la oportunidad de viajar a Roma y conocer  de cerca la arquitectura barroca.

Emprendedor y perseverante son dos cualidades que describen a Venturi en su ambiente de trabajo, quien logra después de haber trabajado y proyectado como arquitecto en formación, crear su propia firma de arquitectos en compañía de John Rauch, con el cual logra crecer profesionalmente.

Con un trabajo culto, intelectual y sobretodo muy comprometido hacia la sociedad, logra caracterizar sus diseños y resaltarlos notoriamente en el medio, es así como adquiere reconocimiento en su país natal Estados Unidos y del mismo modo internacionalmente.

Robert Venturi deja una posición crítica ante la arquitectura moderna, y lo hace retomando temas de análisis trabajados varios siglos atrás, según algunos analistas de arquitectura, es Venturi quien sepulta la arquitectura moderna, y da pie para el comienzo de la arquitectura postmoderna. (1)

Con una fuerte y directa oposición contra Mies van der Rohe y Frank Lloyd Wright, Venturi dice que la arquitectura no debe extralimitarse a la simplicidad y a la funcionalidad racional y abstracta de los modernos, sino que por el contrario establece y propone una arquitectura que maneje de forma controlada una serie de ornamento que haga alusión y referencia a sucesos históricos donde se pueda disfrutar de una arquitectura ornamentada y compleja que tenga un análisis y resultado satisfactorio para los sentidos.(2)

“Sus edificios son de imagen sencilla, planos complejos y ricos en alusiones históricas, contrastando con la arquitectura funcionalista de la época.”(3)

Como se expresa en la frase anterior Venturi es un arquitecto integral que conoce la historia y la aplica en sus diseños, pero rechaza contundentemente las aplicaciones históricas que realizan los modernos y se remonta a las características propias de la arquitectura barroca.
Sin duda esta posición y pensamiento de Venturi tiene su origen en su etapa de formación donde tuvo la oportunidad de estudiar y conocer de cerca la arquitectura barroca de la ciudad de Roma, donde adquirió muchas de las formas de componer y de construir, de igual forma adquiere una gran habilidad para dar explicación de sus pensamientos de forma teórica.

Venturi nos solo se destaca por hacer edificios en arquitectura, sino que también a nivel urbano encontramos un aspecto característico, que recuerda dibujos o pinturas de siglos anteriores, tanto por el empleo de colores, como por la ubicación de las ventanas y demás elementos en las fachadas, Venturi pretende con ello dar un aire alegre a los edificios situados en un medio urbano, por lo general monótono, lo que nos muestra un Venturi involucrado con otras artes como la pintura, las cuales conoce y las aplica a la arquitectura dando singularidad y originalidad a sus proyectos además de aplicarles todos los avances tecnológicos que se desarrollan a nivel social en los Estados Unidos durante todo el siglo XX.

 Por otro lado es muy respetuoso con el entorno cuando diseña edificios situados en la naturaleza, como las casas de vacaciones que ha realizado en diversos lugares de los Estados Unidos, donde es claro afirmar la inminente preocupación del cuidado que se debe tener sobre el medio; un claro ejemplo es la Casa Vanna Venturi en la que encontramos únicamente un volumen culto y poco figurativo colocado sobre el lugar, al cual respeta y lo hace parte del proyecto de forma muy controlada. El proyecto de la casa Vanna le otorga un reconocimiento que fue aumentando con el paso del tiempo y la aparición de nuevos proyectos, es así como este hombre carismático logra en el año 1991 recibir el premio Pritzker, el más alto galardón para un arquitecto.

Hasta la fecha lo que nos deja Venturi es un gran legado arquitectónico en el que nos muestra que no se necesita ser simple a la hora de diseñar y construir, sino que el ornamento aún, en pleno siglo XXI puede incorporarse a la forma en la que habita y vive la sociedad. Hoy ya retirado como arquitecto Venturi se dedica a pasar su vejez en compañía de su esposa en su país natal, con la que compartió gran parte de su vida tanto profesional como sentimentalmente.


Bibliografía:

http://www.epdlp.com/arquitecto.php?id=170
Venturi Scott Brown & Associates: On Houses and Housing, Architectural Monographs.


Venturi el teórico pos-moderno

“Cuando era joven, una forma segura de distinguir entre grandes arquitectos fue a través de la consistencia y la originalidad de su trabajo... Este ya no debería ser el caso. Cuando la fuerza de los maestros modernos estaba establecida en la consistencia, la nuestra debería recaer en la diversidad.” (1)
Con esta frase Venturi iniciamos estableciendo directa y resumidamente todo el desarrollo de su obra, que se va a ver recreada durante el siglo XX, siendo éste quien da origen a la arquitectura pos-moderna. Es evidente la forma de trabajo de este arquitecto donde establece su contundente rechazo a la arquitectura moderna, y defiende cada uno de los pensamientos adquiridos durante su formación como herencia de los barrocos y manieristas.
Estas herencias adquiridas llevaran a Venturi a trabajar destacando el ornamento en sus obras, finalizando la obra de su maestro Kahn en la ruptura con todos los ideales modernos, algo inusual para el siglo XX y para los arquitectos de la época.
 “Los arquitectos pueden lamentarse o tratar de hacer caso omiso de ellos (refiriéndose a los elementos ornamentales y decorativos en las construcciones), o incluso tratar de eliminarlos, pero no van a desaparecer. O que no desaparecerán por mucho tiempo, porque los arquitectos no tienen la facultad de reemplazarlos, ni saben por cual cosa sustituirlos.” (2)
El ornamento es pieza fundamental en la arquitectura, y lo ha sido desde los inicios de la misma, sin embargo es en la época moderna cuando éste pierde carácter en las obras arquitectónicas debido a las nuevas corrientes ideológicas que surgen. Cabe destacar que durante la historia de la arquitectura evidenciamos obras famosas que por tener o no ornamento son más o menos famosas que otras, lo que las hace trascender en el tiempo a muchas de estas, es su buen sustento teórico.
Para contextualizar la descripción teórica que el mismo Venturi hace sobre la casa Vanna Venturi, nos remitimos a algunos fragmentos particulares que se encuentran en el libro “contradicción y complejidad”, donde encontramos: “A pesar de que el edificio es sustancialmente clásico en su planta, forma, ornamentación y elevación, no es puro, ya que se adhiere más a las características manieristas que admite contradicción con la idea de orden, de la misma forma que la trabajaba Palladio varios siglos atrás.
·         La planta y el frente y la parte posterior son simétricas con un eje ventral pero en el perímetro de la planta las extremidades varían para acomodarse a excepciones en la planta.
·         Escala doméstica que es a la vez monumental conseguida con las cubiertas inclinadas que rememoran el frontón griego.
·         Orden y simetría generales que se ponen en crisis en los pequeños detalles como el cuerpo que sobresale por detrás o las ventanas que se abren de forma asimétrica. La abertura para revelar el volumen posterior y la chimenea son formas de mostrar el efecto manierista de las capas espaciales y de esa forma separar a la fachada de la casa.
·         El cuerpo central de la casa es sólido, a diferencia de los espacios centrales del plan Palladiniano.”(2)
Luego de analizar el pensamiento de Venturi y de entender su oposición con la arquitectura que desarrollaba Mies y Wright, cabe mencionar que, aunque critica a Wright, el interior de esta casa se encuentra articulado en torno a la chimenea, (estufa a leña) y una escalera, en similitud a las casas inglesas del Siglo XVII que a su vez sirvieron de referente a Wright, como siempre en el pensamiento de Venturi una contradicción.
De igual forma el trabajo q hace Venturi a las ventanas de la casa es muy clásico, donde las ventanas vuelven a ser ventanas, y no son simplemente huecos, paneles o vanos como lo había promulgado el movimiento moderno, sin embargo, ese hecho en el entorno colombiano aun no es válido, debido a que la ventana siempre ha tenido la característica de ventana, contrario a lo dispuesto por el movimiento moderno.
Venturi escribe parte de su sustento teórico argumentadamente en sus libros “Complejidad y Contradicción” y “Aprendiendo a ver las Vegas” diferentes libros en los que desarrolla aspectos que se ven reflejados en la casa Vanna y que asocio a continuación:
En el primer libro Venturi defiende una visión contraria a la del Movimiento Moderno alegando la arquitectura impura que no tiene complejidad y contradicción. Venturi analiza muchos ejemplos del pasado, preferentemente manieristas y barrocos, tratando de demostrar la importancia de la riqueza formal y de la significación de los espacios y de la misma arquitectura.
Se opone sobre todo a la arquitectura de Mies (menos es mas) con su famoso “menos es aburrido”, asignando un carácter de complejidad a la hora de concebir una proyección.
Sobre la abstracción y el silencio de la forma, Venturi levanta la recuperación de la forma figurativa y de la capacidad de comunicación de la arquitectura. Para comunicarse con el público la arquitectura debe recurrir a aquellos elementos que son reconocidos por el público, y que deben venir del ambiente cotidiano y de la historia, de la memoria misma de los individuos, tal cual como lo hace evidente Rogelio Salmona en sus obras, es al individuo al que debe dársele más importancia para poder proyectar la arquitectura.
Concibe por último la arquitectura como un escenario donde forma y función están absolutamente separados, declaración con la que me siento identificado, ya que cada una debe actuar por separado y donde ninguna tenga más relevancia que la otra.
En el segundo libro el autor manifiesta que en las Vegas el valor comunicativo y significativo del edificio se concentra únicamente en la fachada, tal como se expresa en los grandes anuncios de las diferentes calles de la ciudad.

Busca separar radicalmente lo que es el espacio (un lugar pensado para realizar una actividad) y la fachada (la que establece la comunicación con la ciudad convertida en propagandas comerciales), es por esto que en la casa Vanna Venturi, la fachada no dice mucho, respeta el entorno y respeta el volumen en sí de la obra arquitectónica.
Habla mucho del simbolismo olvidado de la forma arquitectónica donde todo el edificio está diseñado para ser decorado, buscando como único fin lucirse más que los demás, aspecto el cual comparto, ya que considero que una obra arquitectónica no debe juzgarse solo por lo llamativa o atractiva que se comporte en su fachada, la arquitectura debe juzgarse desde la experiencia de ser recorrida en su totalidad.
Obteniendo estas descripciones diríamos pues, que una arquitectura acertada sería la que con la máxima complejidad llega a un resultado simple.
Debo destacar todo el trabajo que Venturi realizo durante su vida, ya que es muy rico teóricamente, sin embargo no comparto su rechazo a la arquitectura moderna, considero que debe existir un equilibrio entre ambas posturas para poder conformar la arquitectura venidera, la arquitectura del siglo XXII, la arquitectura de la tecnología, la cual posiblemente ya no vaya a construirse con énfasis en los ornamentos debido al acelerado cambio de la sociedad, sin embargo, queda el acontecimiento histórico de que Venturi haya logrado construir con ladrillos y acero sus teorías narrativas y hacer evidente constantemente su contradicción; finalmente el futuro de la arquitectura solo logrará desarrollarse mediante la conjunción de cada uno de los conceptos que se han establecido durante la historia, ya que quien no conoce su historia está condenado a quedarse en ella sin poder avanzar en el tiempo.

MAQUETA





BIBLIOGRAFIA CONSULTADA


Aprendiendo de Las Vegas, El simbolismo olvidado de la forma arquitectónica, Robert Venturi, Steven Izenour, Denise Scott Brown, Colección GG Reprints, Editorial Gustavo Gili, 2011.


Ching F, Arquitectura forma, espacio y orden (1989), Ediciones G. Gili, S.A., las formas agrupadas, pag 84.
CIAM, Carta de Atenas  (1942) Tercera parte, Conclusiones, Puntos Doctrinales, 77,78, 81, 82.
Complejidad y contradicción en la arquitectura, Robert Venturi, Editorial Gustavo Gili, 2012.
Historia Universal, Santillana, Tomo 14, ACTUALIDAD, 2007.
http://espanol.answers.yahoo.com/question/index?qid=20120328164737AADXwnF.
http://proyectos4uia.blogspot.com/2009/02/aprendiendo-de-las-vegas-robert-venturi.html
http://www.epdlp.com/arquitecto.php?id=170.
http://www.plataformaarquitectura.cl/tag/robert-venturi
Lo ordinario, Enrique Walker (ed.), Colección Compendios de Arquitectura Contemporánea, Editorial Gustavo Gili,  2010.
Venturi Scott Brown & Associates: On Houses and Housing, Architectural Monographs No. 21, Above “Nowhere stair” and stair below.
Venturi Scott Brown & Associates: On Houses and Housing, Architectural Monographs No. 21, From Above:Cross and Long Sections:Site Plan and First-Floor Plan: Main Elevation:Ground-Floor Plan.
Venturi Scott Brown & Associates: On Houses and Housing, Architectural Monographs.







No hay comentarios:

Publicar un comentario