viernes, 21 de febrero de 2014

VILLA LE LAC - LE CORBUSIER

Nombre del Proyecto: Villa Le Lac

Nombre del Autor: Le Corbusier

Por: Daniel Roa Bello


LA EXPERIENCIA DEL HORIZONTE

“¿Han observado ustedes que, en tales condiciones, “uno” no lo “mira” mas? Para que el paisaje cuente, hay que limitarlo, dimensionarlo mediante una decisión radical: hacer
desaparecer los horizontes levantando muros y descubrirlos únicamente en algunos
puntos estratégicos, por interrupción del muro” (Le Corbusier, Una Pequeña Casa).
Le Corbusier conscientemente, crear espacios dentro y fuera de sus edificios, que
enriquecen el habitar moderno de las personas. Cada acción formal, como lo es la
abertura en el muro presentada en la imagen, genera nuevos espacios, en este caso un
mirador, un espacio de contemplación particular al aire libre, en el que se elimina la
ventana y la cubierta plana para generar una relación mas directa con el exterior y la
naturaleza. Desde un principio siendo consciente de la presencia del lago Léman, Le
Corbusier apropia este como elemento importante en la arquitectura.

La materialidad presentada en el muro que lo enmarca da cuenta nuevamente de la
importancia de la vegetación y de el largo tiempo que la casa lleva construida, ya que la
vegetación se expande y se apropia del muro, lo cual requiere de un determinado tiempo para que esto suceda.

“Entonces el Paulonia permaneció con sus gruesas hojas simplonas. Tiene un tronco
enorme, cubierto de líquenes en forma de medallones, como una pradera cubierta de
dientes de león” (Le Corbusier, Una Pequeña Casa). De la misma manera el árbol en la
fotografía adquiere una gran importancia, ya que se presenta en primer plano, pero a la
vez respetando la también importancia del Lago Léman, generando un contraste entre lo profundo del horizonte y lo inmediato de la vegetación.

La forma y materialidad de la mesa es para destacar, dado que se presenta como un
plano horizontal sin ningún tipo de ornamento, consecuente con lo que es su soporte, una simple barra que no se esconde y que da cuenta de la función para la que se dispuso, conservando la sencillez de este, pero a la vez la riqueza material como sensorial que presenta el espacio.

Le Corbusier, Una Pequeña Casa. Ediciones Infinito. Buenos Aires. 2006. El paulonia quedo solo. Pág 54.


Le Corbusier, más que sólo un arquitecto.

El arquitecto Charles Edouard Jeanneret Gris mas conocido como Le Corbusier, fue uno de los arquitectos más influyentes e importantes en el desarrollo de la arquitectura del siglo XX. Las primeras imágenes de su infancia, las influencias recibidas a lo largo de su vida y la época de constantes cambios en que vivía, se reflejan en el constante cambio en su arquitectura desde la construcción de su primera casa en 1905 con tan solo 18 años, hasta las últimas edificaciones construidas como lo son La Tourette en 1950 y La Capilla de Notre Dame du Haut en 1957, las dos en Francia.

La ciudad industrial, reticular y sumamente racional está presente desde los primeros años de vida en Le Corbusier, que se convertirán en un factor de gran impacto a lo largo de su vida, y que sería un común denominador en toda la arquitectura construida durante la época moderna. Desde que comenzó a realizar sus primeros estudios académicos en la Escuela de Artes Aplicadas de La Chaux-de-Fonds en su ciudad natal, fue un estudiante destacado, lo que le permitió emprender distintos viajes, en los que conocería personajes importantes como Josef Hoffmann, que aportarían a su futuro desarrollo como arquitecto. Le Corbusier en una de sus facetas, como teórico de la arquitectura, se dedicaría a la elaboración y puesta en práctica de distintos canones que definirían su propio estilo en el Movimiento Moderno, (otro el caso es el del “Minimalismo” de Mies Van der Rohe) y que de la misma manera influenciarían a muchos arquitectos tanto de la misma época como de épocas posteriores. Tal es el caso de los 5 puntos de la nueva arquitectura, que finalmente desarrollaría en 1926 y que aplicaría en una de sus obras mas importantes, la Villa Savoie. “Le Corbusier tuvo que resolver un delicado problema que estaba supeditado a la realización de una obra pura de arquitectura, tal como se aprecia en un diseño en el que las masa son de una geometría primaria: el cuadrado y el circulo. Esta especulación en la construcción de una casa pocas veces se ha intentado, salvo durante el Renacimiento”1

Estos puntos no solo se ven reflejados críticamente en esta obra, sino que se desarrollarían en un amplio marco anterior a ella. Se implementarían en algunas de sus obras, en los que se haría evidente el continuo desarrollo que estos presentaban a medida que el tiempo transcurría. Cabe resaltar que esta estética maquinista conocida como “Purismo” se desarrollaría en conjunto con Amedee Ozenfant desde la instalación de Le Corbusier en París, lo que evidencia la importancia para el arquitecto de un desarrollo critico y grupal de las ideas.

Muchos de los arquitectos del Movimiento Moderno no sólo proyectaban y construían sus edificios, sino que estudiaban las proporciones humanas en los diferentes elementos que la arquitectura utilizaba, tal es el caso de Le Corbusier quien desarrolló un completo sistema con proporciones humanas que darían como resultado el Modulor que le permitió estudiar las relaciones espaciales con la naturaleza del ser humano. Le Corbusier utilizaría gran parte de su tiempo libre para dedicarse a la pintura, este periodo artístico de Le Corbusier le permitió de la misma manera que con la arquitectura, desarrollar un estilo característico a la manera del Arte Cubista, ya que como se evidencia en la pieza presente en la imagen (de la mano pegada en su zona de trabajo) o de igual manera que en el Modulor, desestructuraba la forma humana y generaba una atracción de ella. De esta manera se evidencia que Le Corbusier era parte de una época de constantes cambios no solo en la parte arquitectónica sino en las artes en general, este es el momento en que se venia desarrollando todo el periodo de las Vanguardias Artísticas no solo en Francia donde residía, sino en todo Europa. En la imagen, un Le Corbusier pensante contemplando todos estos cambios que sucedían al exterior. En el camino Le Corbusier se generaba un quiebre importante, el llamado “Brutalismo”, gran influencia por parte de Fernand Leger, lo que llevaría a el total abandono de la
estética “Purista” evolución importante en los proyectos siguientes construidos por Le Corbusier.

Después de la Segunda Guerra Mundial, la arquitectura adoptaría un panorama más social que se evidencia en el periodo de la Posguerra, ya que se dejaron de construir villas en todo el mundo y se empezó a dar una arquitectura de vivienda en respuesta a la crisis de las ciudades. Tal es el caso de La Unitè D’habitation, que buscaba resolver en un espacio reducido distintas unidades, con características determinadas dado del número de personas por familia que habitaría ese espacio. Es también evidente este cambio en la concepción de la arquitectura, que Le Corbusier entraría finalizando su vida, en una faceta más urbanística respondiendo a los distintos modelos y necesidades de la ciudad que se presentaban en todo el mundo.

Le Corbusier, más que solo un arquitecto. Pintor, teórico, urbanista y con una mente brillante que respondía a las necesidades cambiantes de la época, que nos enseña no sólo a ser parte de una época, sino ser parte del cambio y evidenciar éste en cada una de las transformaciones que esta va presentando. 

Villa le Lac, Chales Edouard Jeanneret Gris
La Chaux de-Fonds, 
Jura. Suiza (6 de octubre de 1887) - Provenza Alpes-Costa Azul. Francia (27 de agosto de 1965)
Http://www.modus-vivendi.es/blog/2011/05/02/le-cabanonla-arquitectura-modular-de-le-corbusier/
Consultado el 4 de Junio de 2013

Los nuevos elementos de la Arquitectura Moderna.

A lo largo de la historia se desarrollan diferentes tipos de momentos que ocasionan quiebres drásticos en la manera en que se concibe la arquitectura, como lo son las guerras, la industrialización y maquinización y los diferentes cambios económicos que se presentaron durante cada una de las épocas. En el caso de la modernidad las guerras juegan un papel importante en la construcción de la vivienda, ya que se pasa de la construcción de villas, a las viviendas mínimas estrictamente funcionales que buscaban responder a la escases de recursos y a la gran demanda que estas presentaba debido a la total destrucción de las ciudades. De igual manera la forma en que se concebía la construcción de edificaciones, se desarrolla de una manera diferente debido a la nueva oferta de materiales como en hierro y el vidrio, que implementaron de diferentes maneras los arquitectos modernos. Por otro lado la racionalidad en la que se envuelve la arquitectura en la época moderna, lleva a la utilización de manera diferente los elementos arquitectónicos ya existentes, que permitirían responder de otra manera tanto a las nuevas necesidades que presentaban las personas en el contexto social, como aspectos arquitectónicos en el caso de generación de distintas relaciones espaciales, visuales y con el lugar.

Reflejo de dichos cambios racionales, y de igual manera evidenciando los nuevos elementos arquitectónicos que se empezarían a utilizar, Le Corbusier desarrollaría los cinco puntos de la arquitectura moderna, el cual le tomaría alrededor de dos décadas la conclusión de dicho planteamiento desde su incursión en la arquitectura. Dicho desarrollo se ve reflejado desde la construcción de los primeros proyectos, enmarcando la Casa Citrohan, Villa Le Lac, Maison La Roche y hasta la implementación total de dichos puntos en la Villa Savoye en 1929. Tal como lo menciona K. Frampton “Todas estas casas confiaban para su expresión en la sintaxis de los cinco puntos”1 (finalmente desarrollados en 1926), debido a que en cada una de ellas se haría evidente la implementación de alguno de los puntos.

En el caso de la Villa Le Lac construida entre 1923 y 1924 que resulta ser el objeto de estudio, se desarrollan tres de ellos, en donde que se pueden analizar en relación a los proyectos anterior y posteriormente construidos, ya que a pesar de la utilización aparente de los mismos elementos, el resultado formal y material es distinto. 

“Los elementos nuevos de la arquitectura moderna permiten tomar contacto con un terreno en todas las circunstancias” 2 . Dicho esto por Le Corbusier, es evidente la preocupación por el lugar donde se implantaría la Villa Le Lac, ya que se convierte en un factor importante, teniendo en cuenta que en primer lugar se desarrollaron los planos de la casa y que posteriormente se buscaría el lugar indicado para la construcción de esta.

Para empezar la fachada sur cuenta con una ventana corrida de once metros de longitud (el primero de los puntos desarrollados en la casa), que se dispone en función de las posibles relaciones visuales del lugar, en el caso de la ubicación escogida por Le Corbusier, permite una visión panorámica del lago Leman y las montañas, por lo que la función del elemento “ventana” en la Villa Le Lac no solo termina en plantear una relación con el exterior y resolver la iluminación al interior de la casa, sino que se convierte en un elemento de composición en la fachada sur de la casa, que se jerarquiza al ser un elemento singular y que además plantea una relación visual puntual, a diferencia de Villa Savoye que la ventana corrida es un elemento presente en sus cuatro fachadas, sin mayor preocupación por las relaciones visuales y no es un elemento jerarquizado como si lo es en la Villa Le Lac.

“…Puede verse la cubierta plana, con sus 15 o 20 centímetros de tierra en la que germinaran diferentes tipos de hierba”. 3 En el caso de la cubierta ajardinada como segundo punto presente, se convierte la Villa Le Lac como el máximo exponente de dicho punto (en la obra de Le Corbusier), teniendo en cuenta que el objetivo de la operación racional era recuperar la superficie ocupada por la casa, en este caso la cubierta esta totalmente recubierta de una considerable capa de tierra y pasto, resaltando que dicha capa actúa como un aislante térmico, que conscientemente Le Corbusier utilizó. En este punto es evidente que el elemento “cubierta” no se presenta únicamente como el elemento de protección contra los fenómenos naturales, sino que por el contrario se convierte en un nuevo espacio que compone la casa, un espacio abierto-descubierto que esta en directa relación con el exterior.

Es sin duda incipiente todavía, la manera como se propone la planta libre (tercer y ultimo punto trabajado en la casa) en relación al completo desarrollo presentado en la Villa Savoye. La cubierta ajardinada es prolongada mas allá de la fachada oriental, la cual se encuentra soportada por dos elementos esbeltos a manera de pilotis, que permite generar un espacio cubierto-abierto convirtiendo este en una transición entre el interior y exterior de la casa, de igual manera se jerarquiza dicha entrada. 

Finalmente, es evidente como la reinterpretación de elementos ya existentes, promueve un cambio drástico en la arquitectura en la época moderna, tanto formal como espacialmente, que en conjunto con los diferentes contextos sociales, buscan una correcta respuesta a las necesidades que se presentan en la época.

BIBLIOGRAFIA
Frampton Kenneth, Historia Critica De la Arquitectura Moderna. Editorial Gustavo Gili, Barcelona, 2010.
Le Corbusier, Precisiones Respecto a un Estado Actual de la Arquitectura y el Urbanismo. Editorial Poseidón,
Barcelona, 1960.
Le Corbusier, Una pequeña casa. Ediciones Infinito, Buenos Aires, 2006.
Baltanás José, Le Corbusier, Promenades. Editorial Gustavo Gili, Barcelona, 2005.
Le Corbusier, Oeuvre complète de 1910-1929. Editions Dr. H. Girsberger Zurich, 1937.
Benévolo Leonardo, Historia de la Arquitectura Moderna. Editorial Taurus, Madrid, 1963.

LINEA DEL TIEMPO


PLANOS Y MAQUETA










BIBLIOGRAFIA

1.

Le Corbusier, Una Pequeña Casa. Ediciones Infinito, Buenos Aires, 2006. p. 27,28,31,55.

2.

1 Kenneth Frampton, Historia Critica de la Arquitectura Moderna. Editorial Gustavo Gili, Barcelona, 2006.
Cap. 17 Le Corbusier y el Espirit Nouveau, p. 160-161.

Kenneth Frampton, Historia Critica de la Arquitectura Moderna. Editorial Gustavo Gili, Barcelona, 2006.
Benévolo Leonardo, Historia de la Arquitectura Moderna. Editorial Taurus, Madrid, 1963.

3.

1 Kenneth Frampton, Historia Critica De la Arquitectura Moderna, Editorial Gustavo Gili, Barcelona, 2010, p.
2 Le Corbusier, Precisiones Respecto a un Estado Actual de la Arquitectura y el Urbanismo, Editorial
Poseidón, Barcelona, 1978, p. 149
3 Le Corbusier, Una pequeña casa, Ediciones Infinito, Buenos Aires, 2006, p. 45

2 comentarios: